marzo 13, 2007

Un ejemplo de cuando no podemos cumplir un plan

Ya en días pasados escribí algo sobre la importancia de tener un plan de entrenamiento, pero sobre los riesgos de aferrarse a un plan si ninguna flexibilidad, lo cual nos puede traer frustraciones y lesiones.

Pues ahora me ha tocado darles un excelente ejemplo. Estuve manejando una lesión en mi pie izquierdo desde noviembre pasado y hace unas tres semanas daba por superado ese capítulo que me impidió correr los 42k de Miami. Salir de esa lesión implico un trabajo fuerte no sólo de fisioterapia y ejercicios, sino de paciencia y de madurez, ya que siempre está la tentación de comenzar a correr antes de tiempo y convertir la lesión en crónica. Ya estuve corriendo 20ks y 30ks en las últimas semanas, muy motivado en mi plan de entrenamiento para Londres.

Pues ahora me ha tocado parar por contraer Lechina (Varicela). Tengo una semana parado y voy camino a la segunda. Pues nada, una vez me recupere saldré a correr y a tratar de ponerme a todo de nuevo para el compromiso en Londres, el próximo mes de abril.

Como me dijo mi esposa, que no corre pero conoce la psicología de los corredores después de tantos años: "no te preocupes que a los Elites también les pasa eso". Es cierto que les pasa. Creo que lo importante es salir fortalecido de todo esto. Las ganas están.

1 comentario:

Raul dijo...

"descansar tambien es entrenamiento", lo dice un amigo corredor, ya veras que te caeran bien estas semanas de otro entrenamiento y lo veras como una mas de las anecdotas de corredor.

Mando hasta venezuela mucha salud y paciencia. Que cuando regreses lo haras con muchas mas energias.

que seria de P Radclif que acaba de tener un bebe y en Agosto piensa en ganar oro en los mundiales de atletismo.

y lo importante es Eso MIENTRAS LAS "GANAS" ESTEN el mundo puede confabularse en contra..pero no importa.

Uns Saludo y pronta recuperacion, que londres espera a una venezolano mas cruzar la meta.